Dietas milagro = dietas fraudulentas

Ratio:  / 6
MaloBueno 

El  71% de las personas que hacen dieta, es por motivos de salud y un 50% la hace para perder peso.

Los factores más probables del aumento de peso suelen ser:

  • Consumo de comidas hipercalóricas, en especial fuera de casa
  • Ciertos patrones de conducta, como por ejemplo una abstinencia rígida seguida de abusos periódicos.
  • Consumo excesivo de comidas procesadas con altos niveles de azúcares refinados y grasas saturadas.
  • Exceso de sedentarismo (TV, ordenador).
  • Raciones demasiado grandes.
  • Bajo consumo de fibras como frutas y verduras y alimentos integrales
  • Sustitución del agua por bebidas azucaradas.

Mitos frecuentes en las dietas para adelgazar

  • Saltarse comidas es un buen sistema para perder peso
  • Las dietas bajas en grasa o sin grasa son las mejores para perder peso.
  • Cuantas más calorías se suprimen, más peso se pierde.
  • Los alimentos dietéticos son los mejores para perder peso.
  • Las féculas engordan.
  • Comer lácteos, plátanos y otros alimentos por la noche, engorda.
  • Los alimentos bajos en grasas o sin grasas tienen menos calorías.
  • Cuando se hace dieta no se puede comer comida rápida.
  • Las uvas, el apio y la sopa de col, queman grasas.
  • Para perder peso con salud hay que tomar productos  herbales.

Las dietas fraudulentas tienen en común una serie de características:

    • Sus métodos prometen grandes expectativas basadas en escasas o nulas evidencias científicas.
    • Prometen resultados muy rápidos
    • Prometen resultados mágicos
    • Prohíben el consumo de un alimento o grupo de alimentos.
    • Contienen listas de alimentos buenos y malos.
    • Exageran la realidad científica de un nutriente.
    • Aconsejan productos dietéticos a los que se atribuyen propiedades extraordinarias
    • Incluyen relatos, historias o testimonios individuales para aportar credibilidad, pero no estudios científicos.
    • Contienen afirmaciones que contradicen a colectivos sanitarios de reputación reconocida o los consensos de expertos en obesidad.
    • No se enmarcan en tratamientos integrales (hábitos saludables, ejercicio físico).

Algunas de estas dietas son:

  • Dietas pobres en carbohidratos.
  • Dietas muy bajas en grasas
  • Dietas disociadas (no combinar  proteínas y grasas con hidratos de carbono).
  • Dietas hiperprotéicas
  • Sustituciones de comidas por productos dietéticos.
  • Dietas con bajo índice glucémico
  • Dieta del pomelo
  • Dietas de destoxificación  (plan muy bajo en calorías que incluye suplementos, laxantes y productos desintoxicantes para el hígado o el riñón.
  • …….

Cuando tengas que hacer una dieta bien por un problema de salud o porque tengas que bajar peso, sigue siempre las directrices de un sanitario, no lo hagas nunca por tu cuenta o siguiendo los conejos de la publicidad.

Web de interés:

http://www.aedn.es/resources/7706242814b442bjuan_revenga_bases_cientificas_dietas.pdf

  Asociación Española de Dietistas Nutricionistas