Evitar el estreñimiento con la alimentación diaria

Ratio:  / 4
MaloBueno 

El problema del estreñimiento es muy habitual tanto en niños como en adultos. Crear buenos hábitos alimentarios en los niños  y mantenerlos evitará este y otros problemas  en la vida adulta.

-Bebés:

Ofrecer agua entre tomas.

La papilla de verduras se preparará sin zanahoria si el niño presenta las heces duras. Añadir un poco de aceite de oliva crudo a los purés.

El puré de frutas se preparará con poco o nada de plátano, menos manzana y se le puede añadir ciruela y unos granos de uva sin piel.

Dar los cereales y la leche  con bifidobacterias.

A partir de los 6 meses se le puede dar a diario un yogur de leche adaptada.

-A partir de los 12 meses:

Dar los cereales integrales con la leche. Se puede añadir a las papillas de cereales o a los yogures frutos secos molidos para aportar más fibra.

Cada día deben seguir tomando la  ración de frutas y otra de verduras. Se pueden introducir frutas con más fibra como kiwi, melocotón, higos, fresas.

Introducir las legumbres varias veces por semana trituradas con las verduras o chafadas al principio, pero sin pasar por el colador chino.

Ir introduciendo hortalizas: trocitos de tomate sin piel, lechuga bien cortada, etc. a medida que el niño pueda masticarlo.

Aliñar los platos con aceite crudo.

Beber agua entre comidas. Si se le da zumo natural no colarlo.

No se deben dar suplementos de fibra a los niños menores de 3 años.

Además de los consejos alimentarios hay que tener en cuenta:

-A los dos años se debe educar el hábito deposicional. (Ver artículo de la web Retirada del pañal ¿Cuando? ¿Cómo?

-Enseñarles a hacer cacas siempre que tengan ganas, evitar que lo retrasen, especialmente mientras están aprendiendo el control de esfínteres.

-Procurar que tengan un horario fijo para sentarse al wc. Se recomienda que sea después de una comida .Es conveniente que los horarios de las comidas también sean regulares

-En los niños más mayorcitos favorecer la práctica de ejercicio físico extraescolar, como mínimo dos veces por semana y evitar el sedentarismo

Artículo relacionado:

Estreñimiento funcional en el niño